¿Quieres que tu hijo estudie música?

Hola ¿qué tal?

antes de comenzar os pido disculpas por no subir vídeo esta semana… Continúo mal con la voz y consideramos que los vídeos no tienen la calidad que os merecéis, así que esta semana hemos decidido mostrar nuestra visión de la enseñanza musical y ayudaros a todos vosotros, a que conozcáis cómo, dónde y los beneficios de estudiar música.

La oferta educativa de música en España, es amplia y bastante variada aunque no todo el mundo conoce cómo acceder, ni los itinerarios por los que se rigen este tipo de enseñanza. En este post vamos a centrarnos en la enseñanza musical reglada, es decir, las que se imparten con titulación oficial. Es cierto, que las escuelas de bandas de música y asociaciones (centros no reglados), son lugares ideales para la iniciación de los más pequeños de forma amateur, por su carácter puramente lúdico y sin ningún tipo de “presión”, pero en ocasiones, pueden limitar las aspiraciones o inquietudes de aquellas personas que sientan que la música puede ser algo importante en su vida o que reúnan unas condiciones y capacidades excepcionales para su desarrollo musical.

Observareis que en ningún momento hablamos de la palabra “talento”. Creemos firmemente que el “talento” se entrena y por tanto el rigor, el esfuerzo y el trabajo, a la larga, siempre marcará la diferencia. Para nosotros, esto es aplicable a todos los aspectos de la vida. Eso sí, por nuestra experiencia como docentes y estudiantes, elegir a las personas que te guiarán durante toda tu vida (profesores) es algo determinante para obtener el éxito.

La intención del post es sólo informar de los aspectos más concretos del acceso a este tipo de enseñanzas, ¿qué debeis saber

  • Son enseñanzas de régimen especial, y van en paralelo a la enseñanza obligatoria, primaria y secundaria.
  • Se estudia en los conservatorios de música.
  • Se dividen en dos etapas, Enseñanzas Elementales de Música (EEM) con una duración de 4 años y Enseñanzas Profesionales de Música (EPM) que dura 6 años, existe una tercera etapa que se encuadra en las Enseñanzas Superiores (4 años más) equiparadas a la enseñanza universitaria.
  • Están regladas y cada comunidad puede cambiar pequeñas cosas en cuanto al plan de estudios de algunas materias, pero en todas, el instrumento es vehicular (prioritario).
  • Las Enseñanzas Elementales están influencias por la filosofía de Edgar Willens que marca los 8 años como la edad ideal para iniciarse en el aprendizaje del instrumento y lenguaje musical de forma conjunta. La edad para acceder a 1º Enseñanzas Elementales de Música es de 8-12 años. En las Enseñanzas Profesionales de Música no hay límite de edad para su acceso.
  • Para acceder a 1º EEM se hace una prueba de aptitud a los más pequeños, que irá desde cantar una canción, repetir algunos ritmos e identificar sonidos agudos y graves… a pequeños ejercicios de psicomotricidad, se persigue “detectar capacidades musicales” aunque en ocasiones el carácter extrovertido de un niño puede enmascarar este objetivo, es muy difícil establecer un criterio claro a estas edades, por ello, no hay calificaciones; solo es un método que establece un orden entre los alumnos que realizan la prueba y que les servirá para escoger el instrumento por ese orden.  
  • El acceso a 1º EPM es más complejo y necesita de más preparación, consiste en realizar una prueba de instrumento y otra de lenguaje musical que acredite los conocimientos y destrezas suficientes para poder realizar este ciclo, hay muchas personas que prepara estas pruebas en escuelas de música no regladas o con profesores particulares.

Ahora que conocemos que son estas enseñanzas, la forma de acceso, su duración y donde se estudia, solo queda aportar una visión general de las necesidades de cada persona.

  • El conservatorio es un centro oficial, requiere tiempo y esfuerzo y garantiza una sólida formación técnica, además de titulación al más alto nivel educativo, por tanto es ideal para niños que empiezan o tienen un objetivo claro en la enseñanza musical, es una posibilidad de futuro más.
  • Si una persona mayor quiere aprender de forma lúdica, el conservatorio no será su mejor compañero de viaje.
  • Las EEM sirven para iniciarse y probar que al niño le gusta esta actividad, después siempre puede terminar su etapa de elemental y no continuar con la etapa profesional. En ocasiones los niños prefieren continuar la práctica instrumental en una Banda de Música de manera más relajada, es una manera de continuar tocando el instrumento sin la exigencia de estudiar en el Conservatorio y así no se “abandona” el instrumento.
  • Este tipo de enseñanza requiere tiempo, esfuerzo y una inversión en la adquisición de un instrumento, el valor de este, puede variar muchísimos dependiendo de diferentes parámetros, como la especialidad, la calidad, el tamaño…

 

Y ahora sí, los 10 aspectos más beneficiosos (para nosotros son muchos más, pero ya os las iremos descubriendo semana a semana) de estudiar música y que os convencerán sin duda de que mostréis este maravilloso mundo a vuestros hijos.

  1. Mejora la capacidad de la memoria, su atención y concentración.
  2. Estimula su inteligencia por la mejora en la habilidad de resolver problemas matemáticos y de razonamiento complejos
  3. Es una forma de expresarse que penetra en lo íntimo, desarrollando el mundo interior de las personas.
  4. Les ayuda y enseña a expresar y gestionar sus sentimientos, sin ninguna duda estudiar música es una manera muy interesante de conocer y manejar las emociones
  5. Introduce a los niños a los sonidos y significados de las palabras, fortalece el aprendizaje y contribuye a mejorar su lenguaje, además de favorecer su discriminación auditiva y enriquecer su vocabulario.
  6. Les hace más sociables, por su continua relación entre niños y adultos.
  7. Desarrolla la creatividad y estimula la imaginación infantil, puesto que la música estimula el área derecha del cerebro, mejorando así la capacidad para realizar cualquier actividad artística.
  8. Provoca la evocación de recuerdos e imágenes con lo cual se enriquece el intelecto.
  9. Ayuda a establecer rutinas, sentando así las bases de una futura disciplina creando asociaciones entre la música y determinadas actividades.
  10. Estimula el desarrollo integral del niño, al actuar sobre todas las áreas del cerebro.

 

Desde aquí os animamos a que nos preguntéis cualquier duda que os surja y deseamos que este post aumente vuestras ganas de pasar por aquí para ver los juegos que os iremos enseñando semana a semana.

0 comentarios

¿Que opinas? Compártelo con nosotros